¿Cómo cuidar el jardín en verano? Ver 5 consejos esenciales

Un anciano y un niño están podando las hojas de una flor plantada en el jarrón.  El hombre parece ser el abuelo del niño.  Están sonriendo durante la tarea, que se realiza fuera de la casa.

Si eres un padre de plantas, sabes que la mayoría de las especies tienden a sufrir mucho durante la estación más calurosa del año. Pierden agua, se marchitan, se vuelven hojas amarillas y sin vida. En este punto, es necesario aprender a cuidar el jardín en verano.

Para que puedas mantener los cuidados básicos del jardín y las plantas se mantengan protegidas, bellas y sanas, hablamos con el florista Roberto Rabello. Nos enseña a regar, abonar y, sobre todo, a evitar hongos y plagas!

Entiende qué les sucede a las plantas en verano y cómo mantener tu jardín lleno de vida y saludable.

las plantas y el calor

Sí, las plantas también sufren los días de más calor, por eso es tan importante saber a ciencia cierta cómo cuidar el jardín en verano. La altísima temperatura, además de hacer que pierdan mucha agua rápidamente, dificulta la respiración de las hojas.

Otro problema es que, como la tierra se calienta mucho, impide que las plantas crezcan y se desarrollen.

Según la especialista, las especies que más sufren daños por el fuerte sol son las violetas, las orquídeas y los lirios de la paz. La recomendación es que estas plantas no estén expuestas en absoluto a la luz solar directa. Así que si tienes algunas de estas flores en casa, reserva un rincón con sombra.

Cuidado del jardín durante el verano

Mujer regando plantas al aire libre.  Ella está sonriendo mientras hace la tarea.

¡Consulte a continuación 4 consejos esenciales para mantener su jardín saludable en la estación más calurosa del año!

1. Regar las plantas

Por un lado, los días calurosos son sinónimo de tiempo seco. Por otro lado, más lluvia. Sin embargo, si vives en una región que no llueve a menudo, ¡presta atención al riego!

Riegue las plantas por la mañana o más tarde por la tarde. Regar con luz solar muy fuerte puede acelerar la quema de hojas y este es uno de los puntos a los que hay que prestar atención en la lista de cómo cuidar el jardín en verano.

¡Y una punta dorada! Para que sepas exactamente cuándo regar las plantas, un buen truco es hundir los dedos en la tierra y sentir si aún está húmeda o más seca. En este último caso, pon un poco de agua directamente sobre la superficie del jarrón.

“El tip principal es la observación, es decir, si sientes que el abono está seco, es momento de regarlas. Revisa tu planta cada 2 días para que no se seque”, detalla Rabello.

Sin embargo, también tenga cuidado al regar. “Pero cuidado, regar solo si está muy seco”, explica el profesional.

2. Quitar ramas y hojas secas

El hábito de quitar ramas y hojas secas de las plantas es una de las formas de fortalecer las plantas para que sigan creciendo sanas.

La medida también ayuda a evitar plagas y hongos. Para ello, es importante estar atento a cuidados como la fertilización, la poda y el riego, factores que influyen en la aparición de hongos y bacterias. Esto es cierto cuando hablamos de cómo cuidar el jardín en verano y el resto del año también.

“Hay productos en el mercado que son efectivos para exterminar estas plagas que suelen atacar a las plantas en pleno verano. Pero los más adecuados, sin duda, son los productos ecológicos. Por eso, dales preferencia”, indica el profesional.

3. Fertilizar durante el verano

el hombre y el niño están fertilizando la tierra en un jardín exterior.

De hecho, la fertilización es un proceso obligatorio para mantener las plantas vivas y verdes por más tiempo. ¿Pero como hacerlo?

“La fertilización es sumamente importante y debe hacerse con los productos adecuados para que la planta quede protegida del daño solar”, advierte Rabello.

Según él, es necesario analizar las diferentes especies presentes en el jardín para fertilizar correctamente. Un consejo válido es el uso de fertilizantes orgánicos, ya que son más naturales y presentan riesgos para la salud de las hojas y raíces de la planta.

4. Aprovecha para mantener la poda al día

La poda también es fundamental para mantener la belleza de tus plantas durante el verano. Para ello, corta las hojas y ramas muertas y deja solo las que estén muy verdes. Si por casualidad toda la rama tiene hojas secas y amarillentas, ¡la mejor medida es cortarla por completo!

Opta por herramientas muy afiladas para no lastimar las ramas.

“La poda es necesaria, especialmente después de los períodos de lluvia, donde las plantas crecen rápidamente. La belleza del jardín en el día a día solo se puede mantener si todo está limpio, con las plantas podadas y el césped recortado”, añade la florista.

5. ¿Qué hacer con el jardín si estás de viaje?

Ciertamente, uno de los mayores temores de quienes tienen plantas en casa es saber cómo cuidar el jardín cuando están de vacaciones. No te preocupes, porque hemos seleccionado cuidado fácil que te puede ayudar en esta misión:

  • Antes de salir de viaje, riega bien las plantas en la ducha o bañera;
  • Reúna todas las plantas en un solo ambiente que reciba luz indirecta;
  • Apuesta por “agua seca”, un gel que, en contacto con el jarrón, se convierte en agua;
  • Cree un sistema de riego de patio trasero simple usando una manguera;
  • Irrigue las plantas con un alfiler y una botella de plástico.

Ahora eres todo un experto con todo lo que te hemos enseñado sobre cómo cuidar tu jardín en verano. Es hora de aplicar las sugerencias y no volver a preocuparse por los hongos y las hojas amarillentas. ¡Tus plantas te lo agradecerán!

Y siga aquí para obtener más artículos sobre plantas, jardinería, limpieza y organización del hogar.

Entradas relacionadas

Deja un comentario